Me siento seca

Había llegado al grado de decir: “Me siento seca. Señor, te necesito, estoy seca y siento morir. Me he dedicado a conocerte y saber más de tu Palabra, pero, creo que al mismo tiempo me he alejado de ti. Es como si en ese camino en la búsqueda de ti, me extravié y dejé de verte”.

Ama Su Palabra

¿Cuánto nos amará Dios que nos ha dejado escrito un libro donde aprendemos a conocerle? Un Padre amoroso que se acerca a nosotras para darnos los mejores consejos y recordarnos que en esta vida, en nuestro caminar cristiano, no estamos solas.